Esos nervios…

El viernes pasado fuimos para plantear algunas dudas a la clínica donde vamos a hacer el tratamiento de Fecundación in Vitro (FIV). La verdad es que teníamos muchas preguntas que hacerle así que yo, como buena periodista que soy, me hice mi listado con las cuestiones. Soy muy olvidadiza y con los nervios además es fácil que se queden cosas en el tintero (así ocurrió, de hecho), así que preparé una relación de puntos que necesitábamos concretar.

fecundación in vitroNos preocupaba, por supuesto, el tema del presupuesto. La verdad es que entre una cosa y otra (de ello os hablaré en otro post), la FIV nos va a rondar los 6.000 euros. Aún me choca pensar en esa cifra, la verdad, es mucho dinero. Pero bueno, ahí está… Hemos pensado que todo lo que podamos ahorrar estará bien, así que la serología (90 euros cada una) y la coagulación (30 euros) nos la haremos por clínica privada a través de nuestro seguro de Adeslas. Así lo hemos hecho. Esta misma mañana hemos ido a hacernos las pruebas y esperamos los resultados para el viernes.

Otras cuestiones eran en relación a la medicación, si la subvenciona la Seguridad Social aunque sea por clínica privada (la respuesta que nos han dado es NO desde la Consejería de Salud de la Junta de Andalucía), sobre la congelación de los embriones viables que puedan resultar tras transferir los ‘elegidos’, la actividad física que puedo o debo realizar durante este periodo, etc. 

Como os decía, más o menos resolvimos todas las cuestiones, salimos muy contentos de FIV Marbella y plenamente convencidos de estar confiando en los mejores. La idea era regresar este jueves, antes de que me bajara la regla, para vernos de nuevo con el ginecólogo, que me recetara la medicación y que me diera ya el plan a llevar a cabo. Pues bueno, como bien dijo Lennon, ‘la vida es aquello que pasa mientras hacemos planes para el futuro’. Dicho y hecho. Esta mañana la menstruación ha hecho acto de presencia y se me han venido abajo todos los planes. En esta ocasión se me ha adelantado casi una semana, y en diciembre fue al contrario, tuve un retraso de diez días –hasta me llegué a hacer la prueba del embarazo, con negativo claro incluido. Esto dicen que se debe a los nervios. Esos nervios, chicas, estos nervios.

Rápidamente he llamado a la clínica y parece ser que no pasa nada. Aunque los resultados de la serología y la coagulación me los dan el viernes, creo que vamos a empezar ya el miércoles con la medicación, aunque todo está por concretar hasta que esta tarde pueda hablar con el doctor.

Nervios, nervios, nervios. No imagináis qué trabajo me está costando concentrarme en el trabajo para poder rendir medio normal en estos días de tanto revuelo. Nervios, nervios, y más nervios.

Anuncios

3 comentarios en “Esos nervios…

  1. Pingback: En Stand By | Objetivo: ¡Ser mamá!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s