77

¿Hasta dónde seríamos capaces de llegar para ser padres?

Llevo unos días dándole vueltas a una cuestión, algo que en su momento nos planteamos mi chico y yo pero a la que realmente no dimos –más bien no pudimos dar…- respuesta. Y digo que me ha vuelto a rondar la cabeza por lo que comentaba nuestra amiga Ángeles el otro día en relación a la entrevista a Giuliana Baccino: “la frase ‘también es posible una vida feliz sin hijos’ la suele decir mucho la gente que ya los tiene, y para mí, si es posible una vida, pero incompleta. Cada persona tiene sus prioridades”.

embarazo fivLa verdad es que eso me ha hecho reflexionar bastante, y es que en el lado opuesto está, al menos en apariencia, otra de nuestras ‘proyectos de mami’, Carolina. Ella está esperando para su segunda transfer y decía que es su “última oportunidad”. Han “decidido no iniciar otro ciclo”. Si a esto sumo lo que decía la psicóloga de la Sociedad Española de Fertilidad –“también existe la posibilidad de vivir sin hijos”- o lo que decía la doctora a Lluvia (¡creo que era Lluvia!), sobre que nuestra felicidad no debería depender de ser padres o no, que los hijos no vienen a esta vida para hacernos más felices, sino para hacer su vida, mi resultado es la pregunta del título del post: ¿HASTA DÓNDE SERÍAMOS CAPACES DE LLEGAR?

Nosotros nos planteamos esa pregunta en una de las ‘crisis’ que tuvimos para asimilar estos problemas de fertilidad para ponerles solución. Recuerdo que le dije a mi pareja que yo solo estaría dispuesta a iniciar este tratamiento si no nos íbamos a rendir a la primera, si íbamos a luchar por ello… pero no hasta el final. Luchar hasta que tuviéramos fuerzas psicológicas (en nuestro caso también físicas, según cómo la medicación nos pudiera ir afectando) y capacidad económica para intentar ser padres. No para crear un familia, porque ha sido con todo esto que me he dado cuenta de que ya lo somos, sin necesidad de bebés, de alianzas de matrimonio ni hipotecas a nombre de dos. Somos una familia porque estamos arriba en la pirámide de prioridades. Sigue leyendo

Anuncios